Se abrió al público el acervo personal de muchos coleccionistas de arte nacional para que esta exposición: “El Taller Torres-García en Colecciones Privadas del Uruguay (1942-1962)”, pudiera ser concretada, generando una estupenda mirada hacia la plástica local de los pintores salidos del TTG.