El actor norteamericano Morgan Freeman se disculpó tras ser acusado de acoso sexual por ocho mujeres, sumándose a la lista de celebridades señaladas por conducta inapropiada luego de que estallara el caso Weinstein, en octubre pasado.