Múltiples caravanas se dirigen a Estados Unidos mientras aumentan las preocupaciones por la crisis humanitaria. 

En México, las autoridades de inmigración afirman que planean disolver una caravana de más de mil centroamericanos que se dirigen a la frontera entre Estados Unidos y México, en medio de una serie de amenazas del presidente Donald Trump contra los migrantes.