La Organización de las Naciones Unidas (ONU) acusó al Gobierno de Nicaragua de reprimir y tomar represalias contra los críticos del gobierno tras una ola de protestas que se desató en el país a partir de abril. 

La ciudad de Masaya, el feudo rebelde al gobierno de Daniel Ortega, fue tomado militarmente por fuerzas del gobierno pese al repudio local e internacional, con un saldo de al menos 3 fallecidos, que se suman a una lista de más de 350 personas muertas en una crisis que se alarga más de tres meses. 

Organizaciones sociales, gremiales y políticas comenzaron a concentrarse esta mañana en distintos puntos del centro porteño y el Conurbano, para sumarse al mediodía a la llegada de la Marcha Federal de los Movimientos Sociales, que durante toda la semana recorrió el país “Contra el ajuste, por pan y trabajo”. 

Los residentes de Okinawa en Japón, se manifiestan contra construcción de base militar estadounidense. 

El presidente de Nicaragua elimina recortes a las pensiones de jubilación mientras el número de muertos en las protestas asciende a 26. 

Miles de porteños volvieron a salir a la calle para protestar contra la reforma previsional. Como el lunes, muchos fueron al Congreso. También se repitieron manifestaciones en el conurbano y el interior. 

En medio de denuncias de fraude, y con un escaso margen para el ganador de los comicios del domingo pasado en Honduras, se exhorta a un acuerdo político. 

Durante la última parada en su viaje por Asia, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, elogió abiertamente al presidente filipino, Rodrigo Duterte, y dijo que ambos tenían una “gran relación”. 

España anunció que podría permitir que se realice un referendo por la independencia, a medida que recrudecen las protestas en Cataluña. 

Miles de personas marchan en todo Estados Unidos en condena de la violencia neonazi en Charlottesville, Virginia. 

Página 1 de 2