El fiscal general de la ciudad de Washington, en Estados Unidos, demandó el miércoles a Facebook por permitir que empresas externas –entre ellas la consultora política Cambridge Analytica– accedieran a datos de los usuarios de la red social, engañándolos acerca de la privacidad de sus datos.