El miércoles, la Federación de Gimnasia de Estados Unidos se declaró en quiebra. Se trata de la más reciente repercusión del caso que involucra a Larry Nassar, el exmédico de la Federación que fue declarado culpable de haber abusado sexualmente de cientos de mujeres y niñas.

La organización, que enfrenta cientos de demandas relacionadas con los abusos, afirmó que usará el proceso del Capítulo 11 –la ley de quiebras en Estados Unidos– como un vehículo para resolver los reclamos. Varios funcionarios de la federación enfrentan cargos criminales por supuestamente haber encubierto los abusos perpetrados por Nassar, y la organización enfrenta su posible eliminación como órgano rector de la gimnasia en Estados Unidos.

Democracy now

 

Sacerdotes de Pensilvania encubrieron su abuso a 1.000 niños. 

Nuevos cargos contra el productor cinematográfico Harvey Weinstein podrían resultar en cadena perpetua. 

El actor norteamericano Morgan Freeman se disculpó tras ser acusado de acoso sexual por ocho mujeres, sumándose a la lista de celebridades señaladas por conducta inapropiada luego de que estallara el caso Weinstein, en octubre pasado. 

Ha sido una semana que no ha dado tregua en materia de noticias funestas y trágicas. 

Varias revistas y empresas de moda reconocidas anunciaron que ya no trabajarán con el fotógrafo Terry Richardson, luego de casi dos décadas durante las que ha recibido denuncias de acoso sexual.  

“Soy mujer, escucha mi rugido, en números imposibles de ignorar”.