El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, comenzó un viaje de 12 días por cinco países asiáticos con una parada en Japón el sábado pasado, donde presionó al primer ministro, Shinzo Abe, para obtener un mejor acuerdo comercial e instó a Japón a comprar más armamento estadounidense.