Más de 900 familias inmigrantes continúan separadas en EE.UU. en la fecha límite para la reunificación.