El financiamiento de alrededor de una cuarta parte de los programas federales expiró en la medianoche del viernes, incluyendo el de los departamentos de Justicia, Agricultura y Seguridad Nacional.