este espacio puede ser tuyo
Lunes, 30 Julio 2018 21:09

Casos de VIH-sida se redujo

Escrito por

La cantidad y calidad de los estudios de detección de casos de VIH-sida y la baja del número de nuevos casos detectada en los últimos años, de 1.200 al año a 800, aproximadamente, fueron mencionadas por el ministro Jorge Basso y la responsable del Área Programática ITS/ VIH-sida del Ministerio de Salud Pública, Susana Cabrera. 

Basso aseguró que la medicación para esta enfermedad es muy costosa, pero el gobierno realiza acciones para mejorar su acceso. Ahora se incorpora otro medicamento de alto precio al formulario terapéutico de medicamentos. “Nuestro país, por lejos, es el que da más medicamentos de alto precio de toda Latinoamérica y el Caribe y a ellos accede toda la población que lo necesita”, subrayó.

En Uruguay hay unas 12.000 personas seropositivas, 10.000 son diagnosticadas, y de estas, el 80 % en tratamiento. “Con el tratamiento bien realizado, sin abandonarlo, estas personas pasan a tener una enfermedad crónica y no mortal. (…) Nuestro país, a diferencia de lo que pasa en buena parte del mundo, tiene todo tipo de medicamentos para el tratamiento del VIH-sida”, dijo Basso.

Basso precisó que gracias a la financiación del Sistema Nacional Integrado de Salud, la mitad de los pacientes se atienden tanto en la ASSE como en prestadores privados.

Por su parte, Cabrera resaltó que la reducción de nuevos diagnósticos se produce a pesar del aumento sostenido de los estudios, por lo cual se entiende que realmente hay menos infecciones nuevas.

Explicó que este fenómeno podría deberse al mayor acceso a la terapia antirretroviral y al aumento de las personas en tratamiento. “Cuando las personas están en tratamiento antirretroviral y la carga viral es indetectable en sangre, el VIH no se transmite, y esto es algo muy importante que hay que comunicar”, sostuvo.

Con respecto a la transmisión madre-hijo, agregó que en los últimos tres años las cifras están por debajo del 2 % y que la aspiración es llegar a cero, pero las dos dificultades que aparecen para lograrlo son embarazos controlados tardíamente y falta de exámenes a ambos padres.