La producción uruguaya paga anualmente 130 millones de dólares de aranceles de importación en China y la del Mercosur, 1.500 millones, más de lo que abonan países competidores en ese mercado, aseguró el canciller Rodolfo Nin Novoa. 

“Con China debemos lograr un libre mercado con reglas claras, en especial en lo fitosanitario. Solo el 8,1 % de los productos del agro están libres de tarifas. Vamos a impulsar decididamente el acercamiento al gigante asiático desde la presidencia del Mercosur”, remarcó el ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa, en el seminario “China, la oportunidad del siglo XXI”, que repasó la agenda diplomática con ese país. 

“Se debe visualizar el desarrollo de los países más allá de los indicadores económicos, tomando en cuenta elementos orientados a un mayor acceso a oportunidades de progreso real para todos los ciudadanos, sin dejar a nadie atrás”, afirmó el canciller Rodolfo Nin Novoa. 

El derecho al voto por parte de los uruguayos en el exterior no lo pierden, señalo el canciller Nin Novoa. La atención a los que residen en el exterior se triplicó, afirmó.