La CARU llevó adelante un trabajo de investigación que determinó que los fármacos consumidos por las personas y “que luego se eliminan en la orina o heces y van a través de las cloacas al río, no solamente pueden estar en el agua, sino que también son acumulados por los peces”. 

El célebre actor ganador de un Oscar Javier Bardem, se dirigió a los delegados de los 193 Estados miembros de las Naciones Unidas que participan en una Conferencia Intergubernamental para la redacción de un instrumento vinculante que proteja la biodiversidad de los océanos dentro de la Convención sobre la Ley del Mar. 

Un nuevo artículo científico advierte que los océanos de la Tierra están aun más contaminados por microplásticos de lo que se sabía. 

Se prevé que el presidente estadounidense Donald Trump firme hoy dos órdenes ejecutivas para facilitar la aprobación de proyectos de gasoductos y oleoductos a nivel federal, lo que limita la capacidad de los estados para regular dichos proyectos. 

Acabar con el actual consumismo insostenible, recuperar la biodiversidad que estamos perdiendo a pasos agigantados y afrontar de una vez el cambio climático son las tres prioridades que la Vicesecretaria General de la ONU considera imprescindibles para salvar nuestro planeta, del que advirtió se encuentra en un punto de inflexión sin precedentes. 

El Gobierno ejecutará medidas de protección ambiental para el río Negro, anunció el ministro interino de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, Jorge Rucks. 

Funcionarios del estado de Texas y la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos impidieron que los científicos de la NASA estudiaran la liberación de químicos tóxicos dentro y alrededor de la ciudad de Houston tras el paso del huracán Harvey en 2017.

Un nuevo informe revela que los desechos de carbón provenientes de cientos de centrales eléctricas de carbón de todo el país contaminaron las aguas subterráneas de 39 estados con niveles nocivos de químicos tóxicos. 

La contaminación atmosférica continúa produciendo estragos en la salud de los seres humanos y se calcula que afecta ya al 90% de la población mundial, además de ser responsable de la muerte prematura de siete millones de personas cada año, entre ellos 600.000 niños. 

Cerca de tres de cada cinco ciudades del mundo con al menos 500.000 habitantes corren un alto riesgo de padecer un desastre natural, advierte el Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de las Naciones Unidas (DESA) en su último informe. 

Página 1 de 2