Siempre es necesario, todos lo esperan, y siempre es bienvenido el augurio de un buen año y de una mayor prosperidad.