La ciudad de Artigas contará con 132 cámaras de videovigilancia, 13 domos y 6 lectores de matrícula que reforzarán la seguridad local, anunció el ministro Eduardo Bonomi.

 La Jefatura de Tacuarembó realizó un procedimiento y detuvo a 2 personas en el momento que faenaban ganado. La Justicia los procesó con prisión junto a otro autor que había fugado del lugar.

Personal de la Zona Operacional III de Tacuarembó realizó un operativo de vigilancia en la zona rural del departamento, próximos a la ruta 20 (Chamberlain), a raíz de denuncias sobre faltante de ganado y animales faenados.

El pasado de 15 de mayo en una de las recorridas, el personal detuvo a dos personas en momentos que faenaban el ganado (4 lanares) dentro de un predio privado.

En el momento de la detención lograron darse a la fuga otras dos personas, que fueron detenidas posteriormente por los efectivos. Además de la carne faenada, se incautaron dos cuchillos, enceres para la actividad y tres motos.

El jefe de Policía de ese departamento, comisario mayor (R) Sergio Solé dijo a UNICOM que "se estableció un operativo ante denuncias recibidas por parte de vecinos y un trabajo de información táctica".

El Juzgado Letrado de Paso de los Toros, dispuso el procesamiento con prisión de D.D.E.V., C.J.C.M. y A.R.A. -todos mayores de edad y sin antecedentes penales- como presuntos autores responsables de dos delitos de abigeato especialmente agravado por la pluriparticipación. El otro detenido recuperó su libertad.

Solé agregó que "en la averiguaciones policiales se logró establecer que estas personas eran responsables de tres faenas denunciadas anteriormente, por lo que la Justicia también los procesó por ese delito".

 Dos ciudadanos brasileños se encuentran detenidos y a disposición de la Justicia, como sospechosos de maniobras con tarjetas de débito clonadas.

Un procedimiento de la Dirección General de Lucha Contra el Crimen Organizado e INTERPOL, con el concurso directo de su Departamento de Investigaciones de Delitos Financieros, permitió la detención de dos personas de nacionalidad brasileña que venían siendo investigados como posibles responsables de maniobras con tarjetas de débito clonadas que se utilizaban en cajeros de la zona céntrica de Montevideo.

A partir de denuncias recibidas se tomó conocimiento de que se estarían realizando extracciones con tarjetas de débito clonadas en cajeros ATM (Automated Teller Machine), de la zona céntrica de Montevideo. En base a la información recabada se montó una discreta vigilancia sobre el cajero mayormente comprometido, logrando la captura de uno de los responsables de la maniobra (R.F.D.S., brasilero de 32 años).

Tras una revista personal se le incauto dinero y tarjetas varias que serían las utilizadas en los procedimientos. Posteriormente, se pudo establecer que el detenido se encontraba alojado con otro masculino en un hotel céntrico. Se comisionó un equipo, procediéndose a la detención del mismo, resultando ser M.D.N.O., brasilero de 31 años.

Inspeccionada la habitación donde se alojaba se logró la incautación de:

$U 175.610.

U$S 2.809.

Pesos chilenos 60.000.

$A 4.586.

Dos computadoras.

Dos celulares.

Un grabador de tarjetas.

Dispositivo de skimming y filmadora.

31 tarjetas.

 Las cuatro zonas de Montevideo con mayor concentración delictiva son vigiladas las 24 horas, desde el 11 de abril, por policías del Programa de Alta Dedicación Operativa (PADO), informó el Ministerio del Interior.

La medida se suma a la incorporación de 2.000 cámaras de videovigilancia y 150 efectivos. Este nuevo sistema de patrullaje redujo 40 % las rapiñas en las áreas de aplicación en su primer año de puesta en marcha.

“Si bien las áreas de concentración de rapiñas son las mismas, existe un pequeño corrimiento en el horario; por lo tanto, establecimos la necesidad de permanecer durante 24 horas en cuatro áreas de Montevideo”, explicó la jefa de Análisis Criminal, Ana Sosa, a la Unidad de Comunicación del Ministerio del Interior (Unicom). Añadió que este año se diseñaron 14 circuitos, 10 de los cuales contarán con patrullaje durante 8 horas (entre las 5 de la tarde y la 1 de la madrugada).

En 2016 fueron definidas 27 zonas de patrullaje en Montevideo, 19 en Canelones y 5 en San José. Dentro de las zonas se priorizaron áreas (denominadas circuitos) y calles (llamadas segmentos) para la vigilancia policial. Como resultado de estas medidas, en un año las rapiñas bajaron 40 % en los circuitos y 60 % en los segmentos, durante su horario de aplicación.

Actualmente, se instalan 2.000 cámaras de videovigilancia nuevas, adelantó Sosa, que acompañarán las tareas de los 150 policías de alta dedicación que se incorporarán en el año. Un millar de policías pertenecientes a las jefaturas de Montevideo, Canelones y San José y la Dirección Nacional Guardia Republicana se desempeñan en este sistema especial de patrullaje.

El PADO forma parte de la reestructura de la Jefatura de Policía de Montevideo que comenzó en 2012.

 La Comisión que analizó el nuevo Código Procesal Penal es quien debe resolver la fecha de entrada en vigencia.

El Ministerio del Interior está en condiciones de comenzar el Código Procesal Penal el 16 de julio de 2017, enfatizó su titular, Eduardo Bonomi.

Recordó que el rol de la cartera es ser auxiliar de la Justicia o de Fiscalía General. “Hay una comisión que estudio el tema y es esa comisión la que debe resolver si se posterga su comienzo”, consideró Bonomi. Dijo que la SCJ no tiene inconvenientes en comenzar en fecha estipulada.

“El Ministerio del Interior fue parte integrante de la comisión que analizó en Torre Ejecutiva la implementación de un nuevo Código Procesal Penal -que ingresaría en vigor el 16 de julio de 2017- tras prorrogarse el tiempo desde febrero a pedido del Poder Judicial”, recordó el titular de la cartera, Eduardo Bonomi, en declaraciones a la prensa tras presentar el protocolo de actuación para atender la situación de niños, niñas y/o adolescentes bajo la responsabilidad de personas privadas de libertad.

La comisión se integró en 2015 a iniciativa del presidente de la República, Tabaré Vázquez, con participación del Poder Ejecutivo, todos los partidos políticos con representación parlamentaria y representantes del Poder Judicial.

“El argumento que se puso para una nueva postergación –hasta noviembre de 2017- es que la Suprema Corte de Justicia lo necesita, pero la propia Suprema Corte dice que no es así. Lo que importa es que el nuevo código comience lo antes posible en las mejores condiciones. Hay una comisión que estudio el tema y es esa comisión la que debe resolver”, consideró el jerarca.

Bonomi subrayó que el Ministerio del Interior está en condiciones de comenzar el 16 de julio porque la policía es auxiliar de la Justicia o de la Fiscalía General de la Nación. “Hace dos años que estamos estudiando protocolos junto con la Fiscalía para facilitar la investigación de los Fiscales. El Ministerio del Interior instruye a los fiscales y los fiscales instruyen a la policía”, determinó.

El jerarca consideró la necesidad de implementar otros protocolos para actuar frente a otros delitos, abigeato por ejemplo, enfatizando que igualmente “estamos en condiciones de comenzar en julio”.