Lunes, 16 Noviembre 2020 10:49

El FA y su reasingnación de recursos

Escrito por

El FA propuso más recursos para ANEP, UdelaR, UTEC, ASSE e INAU, entre otros, y explicó que el planteo no tiene costo extra presupuestal. 

El Frente Amplio elaboró en el Senado un documento con varias propuestas de reasignaciones de presupuesto, al entender que el elaborado por el Gobierno "le da la espalda a las necesidades de las grandes mayorías, no atiende las urgencias económicas y sociales generadas por la pandemia y, finalmente, no está a la altura de los desafíos que tensionan a la sociedad, tanto en nuestro país como en el resto del mundo, en todos los planos y como pocas veces se vio en otros períodos históricos".

"Frente a esta situación", el FA propuso un conjunto de modificaciones y reasignaciones que tienen como objetivo "amortiguar" los impactos que a su juicio son "más negativos", provocados por "los recortes del proyecto de Presupuesto del Poder Ejecutivo en políticas básicas, como educación, salud y administración de justicia".

Según el documento al que accedió Montevideo Portal (y que fue divulgado hoy también por el diario El Observador), el Frente Amplio propuso asimismo un conjunto de medidas de transparencia "para que el Parlamento y la ciudadanía cuenten con la información básica para fortalecer la calidad de la discusión presupuestal y el seguimiento de las políticas públicas".

En el documento, el FA cuenta que la coalición de Gobierno rechazó los aportes del Frente Amplio, "no sólo las propuestas de reasignación de recursos sino, llamativamente, también las medidas de transparencia propuestas".

"Este Gobierno, que tanto ha hablado de transparencia, pierde la oportunidad de actuar acorde a su discurso y le niega al Parlamento Nacional y a la ciudadanía la posibilidad de contar con información básica, que en toda sociedad democrática debería ser un derecho incuestionable", señala el FA.

"El FA en la Cámara de Representantes hizo 12 propuestas para contribuir a la transparencia en la información fiscal y presupuestal. La coalición de gobierno votó en contra de todas ellas. ¿Dónde quedó la tan mentada transparencia? Parece que es sólo un eslogan de campaña y no una forma genuina de actuar", indican en el reporte.

En el documento la oposición valora que la coalición de Gobierno "recapacitara y, a último momento en la Cámara de Diputados, y fruto de nuestro trabajo como fuerza política dentro y fuera del ámbito parlamentario, así como de los planteos muy elocuentes y fundados de la UdelaR, la UTEC, el Clemente Estable y el Poder Judicial -para empezar a implementar la ley de violencia de género- decidiera asignarles algunos recursos adicionales".

"El Frente Amplio es responsable y, por lo tanto, no presenta una propuesta de asignación de recursos que ignora que no es nuestra fuerza política la que ocupa el Poder Ejecutivo", dice el FA, que agrega que las asignaciones de recursos planteadas "se concentran en evitar retrocesos y deterioros".

Con respecto a la transparencia, reiteran los pedidos hechos, que incluyen información para el seguimiento presupuestal durante el año, regla fiscal, vínculo entre las asignaciones presupuestales y la proyección fiscal, hacer accesible la información del Presupuesto y las Rendiciones de Cuentas, seguimiento del Fondo COVID, publicación de las evaluaciones de políticas públicas, publicación relativa a las empresas públicas, fijación de un tope a los compromisos futuros por contratos "Crema" que realiza el MTOP (contratos de construcción, rehabilitación y mantenimiento" de infraestructura).

El Frente Amplio propone incrementar las asignaciones para:

ANEP: "La asignación presupuestal del Poder Ejecutivo hace imposible cumplir con el Plan de Desarrollo Educativo 2020-2024. La propuesta del FA es, fundamentalmente, para que las escuelas y jardines, cuya planificación y construcción heredaron de la administración frenteamplista, cuenten con los docentes y el mantenimiento necesarios y no queden subutilizados, y para apuntalar las políticas de retención de los estudiantes en educación media ($ 1.000 millones a 2024)"

UDELAR: el FA plantea destinar 320 millones de pesos a 2024 para triplicar gradualmente la cantidad de becarios, con el objetivo de que los sectores más humildes puedan acceder a la universidad, o no tengan que abandonarla en el contexto actual; apoyar la transición desde la educación media, con el objetivo de facilitar que los estudiantes ingresen a la universidad y no abandonen en el primer año; para el Hospital de Clínicas, con el objetivo de fortalecer los gastos y la infraestructura para la atención de salud ($ 150 millones a 2024:); para el Polo Científico y Tecnológico de Pando, con el objetivo de apoyar el desarrollo científico vinculado a la innovación y retener recursos humanos de excelencia (20 millones a 2024).

UTEC: "Para garantizar la continuidad de todas las carreras de su oferta educativa y para que pueda avanzar en el desarrollo de habilidades para el mundo laboral y la incorporación de innovación aplicada al sector productivo ($ 100 millones a 2024)".

ASSE: "Para mitigar la drástica reducción real de los gastos de funcionamiento de los hospitales públicos implícita en el presupuesto, en un contexto en que va a aumentar la población que se atiende en ASSE y en tiempo globales de sistemas sanitarios especialmente exigidos ($ 500 millones a 2024)"

INAU: "Para fortalecer las políticas de infancia y adolescencia en los sectores de extrema vulnerabilidad, más desafiado aún ante el deterioro de la situación social ($ 540 millones a 2024)"

INISA: "Para los gastos de funcionamiento, especialmente los de alimentación, e inversiones, para mejorar las condiciones de internación de los menores infractores y sus posibilidades de rehabilitación y reinserción ($ 150 millones a 2024)"

Políticas para atender la discapacidad: "Para fortalecer los recursos humanos calificados involucrados en la asistencia personal, así como para garantizar la entrega de suministros imprescindibles para la vida cotidiana de las personas en esta situación ($ 25 millones a 2024)"

Poder Judicial: "Para apoyar la implementación de la ley de violencia basada en género, mediante las inversiones necesarias para que los nuevos juzgados puedan crearse y funcionar ($ 160 millones para inversiones en el período y $ 5 millones a 2024 para los gastos de funcionamiento de los nuevos juzgados);

Fiscalías: "Para asegurarle los gastos de funcionamiento mínimos para poder operar, algunas inversiones básicas y la creación de tres fiscalías especializadas en violencia basada en género ($ 95 millones a 2024)"

Otras reasignaciones (que aparecen detalladas en el documento al final de esta nota), incluyen recursos para la JUTEP, Plan Nacional de Agroecología, subsidio a FUTI, subsidio a Cinemateca, subsidio al Instituto Cuesta Duarte, aumento salarial a los soldados con reasignación del aumento en la cantidad de oficiales.

El FA "propone una reasignación responsable y viable de las partidas incluidas en el presupuesto", según el documento. Para el año 2021 la reasignación significa unos 40 millones de dólares y se incrementa gradualmente hasta los 65 millones de dólares en 2024, un 0,1% del PIB en el año 2024.

La propuesta de reasignación que presentó el Frente Amplio "no tiene costo presupuestal, en tanto para financiarla se propone reducir partidas previstas en la propuesta del gobierno, es decir, se mantiene dentro del encuadre presupuestal enviado por el Poder Ejecutivo".

El FA plantea la "reducción de los márgenes de discrecionalidad del Poder Ejecutivo" para disponer incrementos presupuestales (el FA entiende que este margen de discrecionalidad es excesivo y que debería reducirse, pasando del 6% de los gastos de funcionamiento e inversiones al 2%, destinando el resto a emergencias sanitarias y sociales). El Poder Ejecutivo dispone de un margen de unos 550 millones de dólares anuales, indica el FA, que se pregunta por qué el gobierno se reserva este margen de discrecionalidad, "sustrayéndolo de la decisión del Parlamento".

"Entendemos que el Gobierno, en los hechos, va a tener que usar parte de ese fondo de reserva en forma indirecta, para cubrir las reasignaciones que propuso la Cámara de Representantes y cuyo destino ciertamente defendemos y compartimos: la UdelaR, la Utec, el Clemente Estable y el Poder Judicial y las políticas de atención de la violencia de género", señalan.

El FA también detalla algunas reasignaciones de gastos entre incisos. Por ejemplo, "en lugar de aumentar el costo de los cargos de confianza del MIDES y del MEF, a muchos de los cuales se les sube el sueldo en más de $ 50.000 por mes (llevándolos a niveles de $ 166.000 y $ 221.000) y de aumentar las partidas para que las autoridades del MIDES puedan dar compensaciones en forma discrecional", se propone "destinar esos recursos para atender las políticas de infancia y de discapacidad ante la compleja situación social".

Luego, el documento explica de dónde provendrían los recursos inciso por inciso. Por ejemplo, se propone mantener la cantidad de oficiales superiores previstos en la Ley Orgánica Militar vigente (evitar el incremento propuesto en el proyecto de Ley de Presupuesto), "disminuir una asignación excesiva e injustificada para electricidad en el Ministerio de Defensa, dado que las autoridades no supieron explicar el incremento contenido en el planillado", "reducir a la mitad el incremento propuesto por el Poder Ejecutivo para inversiones en sistemas informáticos en la Oficina Nacional de Servicio Civil". El documento incluye un cuadro en el que se detallan las reasignaciones y su financiamiento.

Montevideo Portal